Mala Lengua  
 
AfroCubaWeb
  Home - Portal | Music - Música | Authors - Autores | Arts - Artes 
  Site Map - Mapa del Sitio | News - Noticias | Search ACW - Buscar en ACW 
 
  Mala Lengua
 

Cofradía de la Negritud - CONEG
Desde la Ceiba
Martes 11 de octubre de 2011

Sumario:
a. Nuevos Mensajes de apoyo al pintor Agustín Bejerano
b. La extrema derecha prepara la agresión: la extrema "izquierda" cae en la provocación Por Pedro Campos
c. Cuba, unidad, ideología, socialismo, participación, democracia Por Rogelio M. Díaz Moreno
d. La pérdida o la falta de práctica social Por Jorge Ángel Hdez (ogunguerrero)
e. Carta de Jaime Ortega a Oswaldo Payá al recibir Premio Sájarov
f. Oswaldo Payá acusa a las revistas católicas de ser 'instrumentos' del régimen.
g. La Universidad Católica de Murcia se implanta en La Habana Redacción CE, Madrid
h. CUBA: Raúl Castro defiende ritmo de reformas Por Patricia Grogg


Nuevos Mensajes de apoyo al pintor Agustín Bejeranotop

----- Original Message -----
From: everfc
To: 'bejarano'
Sent: Wednesday, September 28, 2011 1:55 PM
Subject: En apoyo a BEJARANO. Pintor cubano Ever Fonseca

Para Bejarano y Familia

Siempre pendientes del proceso que se está llevando a cabo. Tenemos mucha fe de
que la mala interpretación que está ocurriendo, pueda aclararse, ya que
conocemos a Bejarano como una persona buena y honesta. Pueden contar con
nosotros para apoyar su inocencia.

Pintor Ever Fonseca y Mirna

----- Original Message -----
From: Nestor Jimenez
To: 'bejarano'
Subject: RE: apoyando documento Ramiro Guerra a favor de Bejarano

Apoyo el documento del maestro Ramiro Guerra a favor de Agustín
bejarano...Néstor Jiménez, actor .Cuba.

Solicito ser incluida entre los firmantes de la carta en respaldo a Agustín
Bejarano.

Queridos amigos:

Soy Diana Fernández y, desde Cuba, me sumo al reclamo de apoyo al artista
Agustín Bejarano, quien se encuentra detenido en espera de juicio.

Aunque no me dedique a la plástica estoy muy identificada con esa manifestación
de las artes en Cuba, pues, además de mi interés innato, soy la esposa del
pintor Antonio D´Estefano Gallo y pertenezco a una comunidad artística que
reúne a muchos cultivadores de este género. Soy escritora y, por sobre todas
las cosas, una cubana plena de sensibilidad y sentimiento de verdadera
pertenencia, de esa que trasciende los límites geográficos y llega hasta aquel
confín donde se halle un compatriota necesitado de solidaridad y amor.

Solicito ser incluida entre los firmantes de la carta en respaldo a Agustín
Bejarano, me adhiero al sentimiento de sus familiares y amigos, y pido el
sonido de todas las voces posibles, en gesto de solidaridad y apoyo,
provenientes de cubanos o no, de artistas o no, de intelectuales o no,
necesarios para este COMPATRIOTA que atraviesa un momento difícil, y para
evitar un bochornoso precedente, que podría amenazar con actos semejantes, la
dignidad de nuestros artistas e intelectuales, residentes en Cuba o en cualquier
otro lugar del mundo.

Cordialmente,

Diana Fernández Fernández.


La extrema derecha prepara la agresión: la extrema "izquierda" cae en la
provocación Por Pedro Campostop


Con la simple suspensión de los actuales vínculos económicos, EE.UU. asestaría
un golpe demoledor a la economía cubana

A tenor de las maniobras políticas y las guerras que el imperialismo está
librando en el Medio Oriente para tratar de capitalizar a su favor los
movimientos democráticos en esa región, la extrema derecha cubano-americana,
con el apoyo de la ultraderecha estadounidense está orquestando la creación de
un clima político interno en Cuba que aliente una campaña internacional contra
el gobierno cubano y justifique una eventual intervención militar, en
aplicación mecánica y descontextualizada de "la lección Libia".

No se sabe si la Administración Obama secunde tal política, pero podría ser
puesta ante hechos consumados, que la llevarían a actuar en la dirección
deseada por la extrema derecha. De hecho ya el Presidente norteamericano ha
dicho que no puede hacer más por la "transición democrática" en Cuba.

Lo cierto es que EE.UU. continúa aplicando aspectos de su bloqueo criminal
contra nuestro país y sigue hostigando al gobierno cubano y a sus héroes
antiterroristas presos en EE.UU., en quienes se pretende cebar todo el odio a
la revolución, mientras da refugio en su territorio a terroristas como Posada
Carriles, responsable confeso del crimen de Barbados.

Es conocida la historia de agresiones y terrorismo de estado de los gobiernos
norteamericanos que han apoyado y apañado a la ultraderecha cubano-americana.

Objetivamente, en Cuba se ha ido creando un caldo de cultivo para un aumento de
las protestas populares, generado por la propia incapacidad del modelo
político-económico del "socialismo de estado" para desarrollar políticas
efectivas que mejoren la situación general de los trabajadores y el pueblo y
satisfagan sus aspiraciones y necesidades.

Tampoco se aprecia una política coherente del gobierno/partido, encaminada a
corresponder las acciones de flexibilización realizadas por la Administración
Obama, al tiempo que ha ido subiendo de tono la retórica dura, en la prensa
cubana, hacia su figura.

Paralelamente, con sus acciones represivas, sus mítines de repudio, su
intolerancia a la crítica, sus sistemáticas detenciones de opositores, algunos
de ellos posibles provocadores financiados desde EE.UU., las fuerzas de la
extrema "izquierda" estatalista en el seno de la burocracia, están
contribuyendo a catalizar el clima político interno, que los enemigos
tradicionales de la nación y el pueblo cubanos desean proyectar públicamente,
para consumar el estrangulamiento del proceso revolucionario,

De esta manera los extremistas de derecha preparan la agresión y la extrema
"izquierda", con importantes cuotas de poder, le está haciendo el juego, al
responder a las provocaciones con más represión. Están haciendo lo que ellos
quieren.

La historia demuestra que el imperialismo, nunca moverá un dedo por el
"socialismo", menos en Cuba, y que sus medidas con imagen humanista, para
aliviar las presiones del bloqueo, en verdad estarían encaminadas a socavar el
proceso de cambios revolucionarios y a atar aún más en sus redes financieras, a
la economía estatal-burocrática. Es lo que está pasando y no por falta de
advertencia.

Si EE.UU. quisiera verdaderamente ayudar al pueblo cubano a encontrar el camino
de la concordia nacional y a eliminar los pretextos usados por el
gobierno/partido para prolongar su modelo de control político económico y
social, debería permitir el regreso inmediato a Cuba de los 5, procesar a
Posada Carriles y levantar todas las restricciones del bloqueo.

Pero no, en su soberbia, al imperio no le importa sacrificar al pueblo cubano,
con tal de no "brindar algún triunfo político", aunque sea pírrico, a la
dirección histórica que se mantiene en el poder.

Sin embargo, hoy por hoy, la economía cubana se ha vuelto altamente dependiente 
de EE.UU.: los cubano-americanos constituyen el segundo sector en ingresar
dinero al turismo; el tercero, son los cubanos de dentro, en gran parte gracias
al financiamiento de sus familiares en el exterior; las remesas se calculan
entre mil y dos mil millones de dólares; las telecomunicaciones entre Cuba y
EE.UU. aportan altos ingresos al estado y el vecino del Norte es nuestro
principal proveedor de alimentos, el quinto socio comercial.

De esta manera "la mesa está servida" para dar un golpe demoledor a Cuba y
profundizar la crisis que hoy vivimos los cubanos, sin tener que llegar a una
agresión directa, con la simple suspensión por EE.UU. de los actuales vínculos
económicos. Ya en la ultraderecha norteamericana hablan de una situación
parecida a la crisis de Octubre: es decir el bloqueo total, por aire y mar.

Los que "prefieren morir combatiendo al imperialismo con las armas en la mano",
antes que reconocer sus errores y cambiar el modelo político y económico de
corte neoestalinista, que nos ha llevado al desastre actual, en verdad solo
estarían sirviendo a quienes desean destruir las esperanzas socialistas en
Cuba. Ellos serían los máximos responsables de la situación que se está
creando.

La Revolución Cubana, que no es un gobierno, un partido, ni un hombre, sino el
proceso de socialización y democratización del poder económico y político,
iniciado con el triunfo de 1959, al proclamarse socialista y seguidora de las
ideas de Marx, tiene la responsabilidad histórica de preservarse y avanzar,
pues los acontecimientos en Cuba afectan a todo el movimiento revolucionario y
socialista mundial.

Ni todos los que están en el partido/gobierno están dispuestos a caer en las
provocaciones que nos lleven a un desenlace fatal para el proceso
revolucionario, -Raúl siempre ha dicho que la guerra se gana evitándola-, ni
toda la oposición antigubernamental es "agente" del imperialismo, enemiga del
socialismo ni apoyaría una intervención militar en Cuba. Eliminemos las
simplificaciones y los esquemas maniqueos.

No se trata de hacer concesiones al enemigo, hemos escrito, muchas veces. Sino
de avanzar hacia formas más democráticas y participativas en la economía y en
el autogobierno popular, en un camino de amplia base, de concordia nacional y
diálogo, de respeto a las diferencias, que preserve el proceso revolucionario y
evite la plena restauración del capitalismo privado.

Hemos venido alertando sobre esta situación en forma reiterada. La dirección del
partido/gobierno, empecinadamente, ha tratado de ignorarnos.

El discurso del Presidente Raúl Castro y algunas de sus leyes y acciones como la
realización del VI Congreso, las negociaciones con la Iglesia Católica, para la
excarcelación de un grupo de presos y la eliminación del hostigamiento a las
"Damas de Blanco", entre otras, sugieren la intensión de su gobierno de
caminar hacia el diálogo y la reconciliación entre los cubanos. Él no habló por
gusto de la "unidad de la nación" cubana.

Sin embargo, las actuaciones concretas de grupos represivos progubernamentales,
indican que el nuevo mandatario puede no tener pleno control sobre lo que están
haciendo elementos tradicionales de la burocracia neo-estalinista, pues lo otro,
sería aceptar que está sosteniendo una posición dual.

Lo hemos explicado en muchas ocasiones: los extremos están tributando a un mismo
fin, la destrucción de la nación cubana y su anexión real o virtual al poderoso
vecino del norte.

En este contexto, una tarea de primer orden para todos los cubanos honestos,
dentro y fuera del gobierno/partido, dentro y fuera de Cuba, es oponerse a ese
rumbo destructivo al que nos quieren llevar las extremas y contribuir a
realizar pacifica y ordenadamente los cambios necesarios para avanzar en la
socialización y democratización del poder económico y político.

Una vez más, llamamos al establecimiento de un diálogo inclusivo horizontal y
público que permita a todos los cubanos que lo deseen, incluidos los del
gobierno y la oposición pacífica, radiquen dentro o fuera del país,
intercambiar y dar a conocer sus puntos de vista y propuestas de soluciones a
los problemas económicos, políticos y sociales actuales, buscando -dentro del
respeto a las diferencias- los puntos de comunión que permitan encontrar una
salida política, pacífica, democrática y consensuada, a la crisis actual, sin
hegemonismos de ningún tipo.
Socialismo por la vida.

La Habana, 6 de octubre de 2011, a 35 años del crimen de Barbados.
Perucho1949@yahoo.es

Cuba, unidad, ideología, socialismo, participación, democracia 
Por Rogelio M. Díaz Morenotop

El otro día me referí al error de perseguir la unidad entre las posibles fuerzas
progresistas mediante el uso de métodos estalinistas. Con esto no quise decir
que la unidad no sea un recurso de un valor excepcional, o que no constituya un
poderoso paradigma al que se debe aspirar. Si bien es cierto que sacrificar la
democracia y las libertades, en la aspiración de alcanzar una solidez
monolítica, es un soberano disparate, esto no hace sino destacar la importancia
y necesidad de emprender otro camino que conduzca a la verdadera integración de
los elementos revolucionarios, solo que este otro camino es mucho más difícil.

Si para muestra basta un botón, me voy a quedar con el ejemplo único de la
Alemania de los años 1920 y 1930, cuando la desunión entre socialistas y
comunistas permitió el ascenso al poder de las hordas nazis, con las trágicas
consecuencias que ello trajo para casi todo el mundo. La lógica coordinación de
esfuerzos entre los dos partidos proletarios se vio bloqueada por el
estalinismo, tendencia mortalmente totalitaria y dominante entre las filas de
los comunistas de aquella época.

En los párrafos que escribo a la carrera a lo mejor falta un análisis
filosófico o antropológico más profundo, y me disculparán los que no encuentren
profundidades eruditas. Tal vez apenas llegue a la posibilidad de notar que si A
es mayor que B, y B mayor que C, A debe ser mayor que C, pero guardo cierta
esperanza de que eso ya constituya un bloquecito para apuntalar consideraciones
de otras personas, estimular un poco el pensamiento, empezando por el mío
propio, y además las críticas me ayudan mucho a contemplarme desde otros puntos
de vista.

Entonces, la unidad la veo como uno de los medios que permiten alcanzar fines.
Obviamente no puede ser un fin en sí, no al nivel de bienestar material o
espiritual, o de calidad de vida, o de medio ambiente, o de justicia social,
que para un humilde servidor deberían ser los propósitos últimos de las
sociedades no establecidas para la satisfacción del egoísmo de sectores
particulares. Es un medio complicado, eso lo sabemos, importante y poderoso;
toda un arma de dos filos.

Con la confusión lógica de ver el meollo muy de cerca, y con todas las
interpretaciones interesadas de la historia que presentan los bandos en
conflicto, me pareció que a partir de la década de 1970, en nombre de la
unidad, se cometieron en Cuba graves errores que constriñeron mucho el
desarrollo de las personas, del pensamiento y del país en general. Sin que la
década anterior, marcada por conflictos mucho más calientes de la lucha de
clases, hubiera estado exenta de problemas, se podría destacar que hubo
polémicas entre intelectuales revolucionarios; que hubo revista Pensamiento
Crítico; que del discurso de Fidel Castro "Palabras a los intelectuales" se
deducían unos espacios de libertad mucho mayores que los que tiempos más tarde
se establecerían (incluso un guiño explícito al sueño anarquista de extinción
del Estado); que en otra intervención casi tan famosa como aquella, el mismo
orador increpó a los que pretendieron escamotear el contenido religioso del
ideario del líder estudiantil José Antonio Echeverría, entre otros momentos
cuyo significado, lamentablemente, no perduró más.

En todo caso, me interesaría superlativamente conocer sobre las dificultades y
posibilidades de que una unidad de personas libres estuviera a favor de los
movimientos progresistas y no de la derecha conservadora, como más de una vez
pareciera estar.

Se cae de la mata que para que la unidad esté a favor de estas fuerzas, hay que
ejercitar la humildad, como invita persuasivamente Paulo Freyre. Nadie debe
creerse poseedor de la verdad absoluta sino, cuando más, alguien que puede
aportar un poquito de buena voluntad a un empeño común. Debe reconocerse en los
demás la capacidad de enriquecer ese proyecto común con sus ideas, sus fuerzas,
sus contradicciones, en igualdad de derechos y deberes.

Ya tengo una pista de por qué es tan difícil.

Obviamente, deben conocerse a fondo las características, ventajas y desventajas
de la posición particular con la que más afinidad se alcance, si más
profundamente ecológica, o si más libertaria, o si con pautas espirituales, o
marxistas, o las que fueren. Si se conoce un poquito de las demás posturas, o
no se conoce nada en absoluto, no se debe rellenar los espacios vacíos con
prejuicios ajenos u opiniones preconcebidas con ligereza: es mucho mejor
aplicar la sabiduría de escuchar a sus propulsores sobre algo de lo que ellos
deben saber más.

Al final, se supone que cada matiz ideológico dentro de la corriente
izquierdista, debe compartir fines últimos semejantes - para este servidor, la
construcción solidaria del bienestar colectivo. Por lo tanto, cada tendencia
debe ser capaz de demostrar que su iniciativa, por cualquier camino que se
pretenda, acerca más de lo que aleja ese fin. Así que, si esta capacidad se
cumple, cada una de las tendencias autónomas debe estar feliz de cooperar con
las demás en adelantar por esos caminos. Un día la corriente marxista puede
tener una sugerencia más afín con la situación particular de ese momento y
lugar; otro día pueden ser los libertarios; probablemente se evidencie con
frecuencia la necesidad de atacar lacras discriminatorios de la sociedad en
construcción; en otro momento puede que todo el mundo tenga que pararse frente
a preocupaciones de carácter ecológico y no dar otro paso hasta que no se
resuelvan ciertos problemas, y así sucesivamente. Nadie se debería irritar por
ello, ya que nadie posee la verdad absoluta, y se ejercitará la capacidad de
encontrar el valor de lo que cada colega pueda aportar.

Los grupos que no sean capaces de practicar esta dialéctica no estarán
demostrando sabiduría. Con ellos no se podrá construir una unidad legítima,
sino apenas un régimen de "ordeno y mando", que ineluctablemente degenera en un
totalitarismo que confunde fin y medios, y termina legitimando la nueva
aristocracia de los que saben cómo dirigir mejor a "las masas".

Obviamente, cada corriente debe tener plena libertad para defender su criterio
y exponer, respetuosamente, qué ventajas le ve por sobre las otras posturas. Y
para investigar, en la historia y la sociedad, el efecto de cada causa. Así
progresa la ciencia y sirve de mejor fundamento al arte de la ciudadanía.
Cuando el nivel de sabiduría crezca un poquito más, sabrán integrar los mejores
elementos de cada grupo dentro de sus propias proyecciones, y reconocer la
ganancia neta que con ello se conseguirá. Igualmente obvio es que, en última
instancia, algún agente tendrá que jugar el papel de árbitro para decidir,
entre las distintas corrientes o ideas lanzadas al ruedo, cuál deberá
prevalecer por el momento. Si algún filósofo no ha pensado todavía que este
papel de árbitro solo pueden hacerlo, a través del ejercicio democrático, las
personas informadas de un pueblo consciente, entonces le conmino a que siga
pensando.


La pérdida o la falta de práctica social 
Por Jorge Ángel Hdez (ogunguerrero)top

Se hace hoy y cada vez más difícil ser revolucionario desde un concepto
literalmente real y consecuente. Algunos se han acostumbrado a sostener un
discurso que en nada o en gran parte tiene que ver con su actuar.

Revolucionarios de labia, les llama un amigo. Éstos generalmente mientras más
tolerantes son consigo mismo más intolerantes se vuelven con los demás,
mientras menos autocríticos, más críticos con todos.

Ahora recuerdo un suceso que ocurrió hace unos meses atrás. Una trabajadora
pidió al jefe de su centro laboral un transporte para ir a recoger a un sobrino
que estaba ingresado en el Hospital Pediátrico y le daban el alta. No tengo
gasolina para eso, le respondió.

A los que éramos testigos del incidente ella nos hizo saber, lo que ya sabíamos,
que el Jefe viaja a diario hasta su casa, a varios kilómetros de la ciudad, en
el carro de la empresa que no tenía combustible para la trabajadora. También lo
hace muy a menudo el Jefe de Departamento de Economía, que al igual vive a
varios kilómetros, terminó confesándonos.

Pero qué hubiera sucedido con esa trabajadora si en vez de hacer ese comentario
con nosotros se lo hubiera dicho al Jefe?

Desacreditar a quienes nos hacen señalamientos ha sido siempre la manera de
silenciar a quienes están dispuestos a ejercer su militancia o honestidad, si
es que acaso no es lo mismo, diciendo en alta voz su verdad. Es más fácil
estigmatizar al contrario, restarle importancia y veracidad que remover de raíz
todo cuanto se nos señala como mal que está generando inconformidad, o división,
o malestar o cualquiera de las maneras y formas que existen de ir por un camino
muy contrario al que la mayoría desea, aspira y necesita y las leyes, los
lineamientos, la política establecen.

Se nos pide a todos ser críticos, pero cuando lo somos se nos pone el incómodo
membrete de problemático que finalmente invalida, tengamos o no la razón,
nuestras opiniones. O por lo menos la pone en dudas.

Cada vez se hace más común encontrar en muchas personas un discurso que nada
tiene que ver con el actuar diario. Un discurso que varía con facilidad. Una
cosa es el discurso del vecino cuando sostiene un diálogo con su familia, en la
mesa de su casa, y otro muy diferente cuando ese diálogo es con otro vecino,
como puede ser igual de diferente cuando lo sostiene en su centro de trabajo.
Esto también es apreciable en el discurso de los medios. Una cosa es cuando
hablamos del mundo y sabemos ser muy objetivos y cuando hablamos de la realidad
nacional en que solemos irnos por las ramas y casi nunca llegar a la raíz de los
problemas. Cuando hablamos solo de esa parte de la verdad que, por censura o
autocensura, no conviene revelar, porque no es la problemática. Porque es la
zona que no nos exige valentía y profesionalismo enfrentarla y defenderla ante
los oportunistas que solo están preocupados por no perder un puesto, es decir
un estatus.

La impunidad es otro mal que se impone. Cada vez se ejerce con mayor
desfachatez, atenido a los cargos, a los méritos, reales o no, y hasta en
correspondencia con el estatus social y económico. Porque de qué vale si donde
se actúa mal, donde hay corrupción o indisciplina, se cuenta con la anuencia o
la apatía del Partido, el Sindicato, de los propios trabajadores, incapaces de
oponerse a la administración, decir en alta voz o en cualquier otro lugar que
no sea un pasillo lo que está sucediendo y a ellos y a la sociedad le afectan.
Más grave aún cuando los llamados "factores" se juntan para compartir ese actuar
corrupto y todo lo que se le opone con cierta facilidad se quita del camino.
En mucho ha colaborado con este no ir de frente a los problemas la necesaria
reestructuración que se ha sucedido y se promete en otros centros laborales
para ajustar las plantillas. Que conste que este proceso lo creo doloroso y
traumático pero más que necesario, pero que ha venido a servir de contención.
Porque cuando un trabajador se percata que no existe verdaderamente un
Sindicato, o que éste no está en capacidad o voluntad de defenderlo, ni un
Partido consolidado y firme que haga prevalecer su opinión desde la política
que defiende y representa, el trabajador se sabe en manos de la administración,
que es al final la que de alguna manera decide quién queda y quién se va. O en
última instancia se sabe en manos de la justicia laboral que suele ser
tortuosa, compleja y demorada. Quizás no sea exactamente así en la práctica,
pero una mayoría lo cree. Pórtate bien para que no te pasen la cuenta. He
escuchado decir más de una vez, sin importar de qué lado se pone cuando uno se
está llamando a portarse bien.

La inconsecuencia es otro mal que nos afecta. Si lo que está sucediendo a
nuestro alrededor no es lo correcto pero nos beneficia nos callamos y hasta nos
molesta que alguien lo señale. Si por el contrario nos afecta somos los primeros
en denunciarlo.

Desde la adolescencia mis opiniones reciben disparos que de algo, la verdad, me
han servido. Te falta práctica social para enjuiciar, fue uno de los primeros
defectos señalados que invalidaron mi criterio. Lo que de igual manera podía
traducirse en que eres muy joven y no entiendes.

Hay que ser críticos, te decían y aún dicen desde las escuelas. Forma parte de
nuestra formación política. Pero cuando se intenta serlo te refutan con
criterios que van desde la edad asociada a la inexperiencia hasta lo injusto de
señalar las manchas sin ver el sol.

No hace mucho alguien me dijo que algunos de mis criterios estaban marcados por
mi procedencia social. De todas las justificaciones que se me han dado para
invalidarme un criterio ha sido esta la que más me ha molestado.

Nací en plena Crisis de Octubre y todo lo que me tocó heredar ha sido
sacrificio, austeridad, carencias de muchas cosas, como la gran mayoría de los
cubanos.

Pero lo que más molestia me produjo de esta apreciación absurda y hasta pueril
es que quien me la hizo vive en una casa donde, antes del cincuenta y nueve,
residía esa clase media acomodada a la que él con cierto desprecio me asocia.
Ha viajado al extranjero, hasta la fecha, mucho más de lo que aquella clase
podía hacerlo entonces. Se ha movido en un carro con mucha más comodidad que la
que pudo tener esa clase media, pues él no ha tenido ni que pagar su reparación,
ni el salario del chofer y ni siquiera el combustible, pues es de esos carros
estatales que siempre duermen frente a la puerta de la casa de quien dispone
como si fuese su dueño. Por otro lado estas prebendas las ha tenido de un abrir
y cerrar los ojos, en nada están comprometidas con sacrificio alguno.
Algo que no podré entender. Hay algunos que entran por la puerta ancha, sin que
su modo y estatus de vida estén justificado por su esfuerzo, sacrificio y
entrega. Suelen ser estos los que sostienen con más altivez un discurso
revolucionario que cuestiona y pone en deuda o falta a casi todos. También los
primeros en traicionar, de las más diversas maneras en que puede hacerse. Pero
sostienen un discurso aparentemente coherente que es muy difícil, complejo y a
veces hasta arriesgado de refutar, porque de pronto te ubican en el lado
contrario, del lado del enemigo. También nos hemos acostumbrado a relacionar el
término de enemigo con el externo, pero pocas veces lo relacionamos con el
interno, con el que hace daño al lado de uno. Fidel lo advirtió en un discurso
en el Aula Magna, hace unos años atrás. Un discurso que deberá tener varias
lecturas.

Hace poco llamé a mi amigo por teléfono y le dije que había pensando en lo que
me había dicho sobre mi procedencia social. Le hice saber que si me daba a
escoger, entre aquella y la que ahora sin pudor muestra las marcadas
diferencias con el resto del pueblo, me quedaba con la clase media a la que
perteneció mi familia.

Aquella, en su tiempo, en su gran mayoría fue revolucionaria; pese a no vivir
mal entonces se conmovió y comprometió con lo que estaba pasando en el país y
dio dinero para la lucha armada y muchos se incorporaron al clandestinaje. Mi
madre vendió bonos del 26 de julio y mi abuelo enceró las calles más de una vez
para que resbalara la policía batistiana que andaba a caballo. La tuya, la clase
a la que tú perteneces, le dije finalmente, solo se preocupa por su bienestar.
Colgué el teléfono seguro de que había perdido a un amigo, pero seguro también
de que esta vez nadie me señalaría falta de práctica social.

http://ogunguerrero.wordpress.com


Carta de Jaime Ortega
a Oswaldo Payá al recibir Premio Sájarovtop

25 de octubre de 2002

Querido Oswaldo:

Deseo en esta ocasión en que has resultado laureado con el premio Sájarov,
expresarte mi aprecio de Pastor de esta Arquidiócesis por tu indeclinable
fidelidad a Cristo y a su Iglesia, llevando adelante con lucha constante el
empeño que, en conciencia, estimas ser necesario para el bien de nuestro país.

En tu condición de laico cristiano has sabido siempre actuar siguiendo tu
conciencia católica, pero sin depender de la Iglesia en tu acción laical, sino
asumiendo tus responsabilidades como cubano y como cristiano.

Recibe, pues, mi felicitación por ese modo de proceder que te enaltece, por tu
perseverancia en buscar caminos de reconciliación y por tu fidelidad al Señor.

Te tiene presente en su oración y te bendice tu Obispo.

Cardenal Jaime Ortega
Arzobispo de La Habana.


Oswaldo Payá acusa a las revistas católicas de ser 'instrumentos del régimen.
DDC | La Habanatop

Oswaldo Payá acusó este jueves a las revistas católicas de la Isla de asumir
posiciones políticas, insultar a la oposición y "llamar cambio a lo que no lo
es", lo cual es "desleal con la Iglesia".

El líder disidente hizo estas declaraciones al programa Las Noticias como Son,
de Radio Martí.

"Están tomando una doctrina para que se apoye al régimen a ultranza, y un
desprecio explícito contra la oposición, con palabras que dicen que (ésta) no
existe, y toda una serie de calumnias", afirmó Payá.

Estas personas, según el coordinador del Movimiento Cristiano Liberación,
"tienen cierto poder, de exclusión, de salir al paso como (si fuera) el Partido
Comunista".

"Ahorita no se puede hablar ni en las reuniones en las iglesias, porque están
estas personas, que son los ideólogos, que solo piden el apoyo para el
gobierno", aseguró.

Según el promotor del Proyecto Varela, dichas actitudes están "politizando a la
Iglesia", algo que la disidencia "nunca" ha hecho, porque la oposición "ha sido
en la calle y no en los templos".

"Ellos no representan a la Iglesia, porque no representan a la mayoría de los
creyentes. Ellos reprimen, como mismo hace el Gobierno, con los que opinan
diferente dentro de la Iglesia", cuestionó Payá.

El disidente pidió que obispos y sacerdotes "clarifiquen" esta situación,
"porque ya hay mucha confusión".

"Están convirtiendo a la Iglesia en un instrumento del régimen, y eso es una
injusticia, porque la Iglesia en Cuba ha sido muy leal al pueblo, muy
independiente, reprimida y chantajeada", apuntó.

Espacio Laical: 'No hacemos partidismo'

Por otra parte, Roberto Veiga González, editor de la revista católica Espacio
Laical definió la postura de su publicación como "un puente de diálogo
constructivo" entre los cubanos para poder llegar a las reformas, que no "
tienen que ser precisamente las propuestas por Raúl Castro".

"No se hace política en estas publicaciones. Hay criterios que son políticos, y
esa es una manera de influir en la política", añadió Veiga, quien insistió en
que "no se hace partidismo".

El editor de Espacio Laical dijo que su revista sí habla de la oposición en
Cuba.

"Hemos descrito sus límites, sus condiciones. Quizás no estén plenamente
contentos con los criterios que hemos dado, pero eso es distinto. Tampoco están
contentos los funcionarios del Partido Comunista", apuntó.

 

La Universidad Católica de Murcia se implanta en La Habana 
Redacción CE, Madrid, 01/10/2011top

La Universidad Católica San Antonio de Murcia (UCAM) ha inaugurado dos sedes
educativas en La Habana dedicadas exclusivamente a ámbitos de postgrado (Master
y programas de doctorado)

La Universidad Católica San Antonio de Murcia (UCAM) ha saltado las fronteras
europeas, y ha inaugurado dos sedes educativas en Cuba, en su capital de La
Habana, informa el sitio de noticias de la región Murcia.com.

Ambas sedes están dedicadas exclusivamente a ámbitos de postgrado (Master y
programas de doctorado); una en el Centro Cultural San Juan de Letrán, centro
perteneciente a la orden de los dominicos donde se imparte el Master en
Desarrollo Social; y la recién inaugurada Sede Félix Varela, ubicada en el
edifico de la Catedral de La Habana con un Programa MBA donde el Cardenal Jaime
Ortega ha cedido espacios para el desarrollo de programas de la UCAM a través de
una Escuela de Negocios.

Según la información publicada, la UCAM ha iniciado su extensión en Cuba con dos
programas de postgrado en colaboración con la Iglesia y profesores de la
Universidad cubana de la Habana (ULH). En referencia a la puesta en marcha de
los primeros programas de Máster en Desarrollo Social y en Business
Administration, el vicerrector de Extensión Universitaria, Antonio Alcaraz, ha
asegurado que "se trata de una experiencia importante tanto para la UCAM, como
para la ciudad cubana y que ha marcado un hito histórico para todos sin
precedentes".

Miembros directivos de la UCAM han realizado numerosas visitas y han tenido
diversos encuentros con miembros de la Iglesia de la Isla, del Ministerio de
Educación Superior, las universidades públicas y de órdenes religiosas,
obteniendo una gran aceptación a las propuestas encauzadas a una sede de
postgrado con proyección nacional en Cuba e internacional en el entorno del
Caribe y Latinoamérica.

Programas Internacionales de Doctorado junto con la ULH y la Universidad del
Deporte Cubano

Señala la información que el Vicerrector de la UCAM, que se encuentra en estos
momentos supervisando el estado de los alumnos, claustro de profesores, y los
nuevos programas, ha resaltado que está prevista por parte de la Universidad
Católica la implantación de nuevos programas internacionales de doctorado
conjuntos con La Universidad de la Habana en Psicología, Comunicación
Institucional y Periodismo

El programa de Deportes, Educación Física y Salud contará con el apoyo del
viceministro de Deportes cubano, Alberto Juantorena, que recientemente visitó
la UCAM para ver el estado de los proyectos.

Cada Programa Internacional de Doctorado tendrá un director de Tesis de la UCAM
y un co-director de la Universidad de La Habana, contando con un total de 20
plazas limitadas por año para cada programa. Las plazas son becadas y
financiadas conjuntamente por la UCAM y la ULH, y las tesis serán leidas por
los mejores estudiantes del país.

Inauguración del Programa MBA

Por su parte, el vicedecano del Grado en Administración y Dirección de Empresas
(ADE) de la Universidad Católica de Murcia, Gonzalo Wandosell, será el
encargado de dirigir el curso del MBA en la ciudad centroamericana junto con el
cubano Lenier González coordinador académico local. Éste se inauguró el lunes
pasado con 45 alumnos provenientes de todo el país, cargos directivos, y
pre-seleccionados de más de 300 solicitudes. En dicho programa se cuenta con 8
profesores de Cuba, y otros 8 de la UCAM que viajarán a complementar y
coordinar los módulos del mismo.

En total son ya más de 30 profesores del país y otros 25 de la UCAM y de toda
España los que se han adherido a las distintas iniciativas de ambas sedes,
concluye la información.


CUBA: Raúl Castro defiende ritmo de reformas 
Por Patricia Groggtop

LA HABANA, 29 sep (IPS) - En una reunión del gobierno de Cuba que dio luz
verde a nuevos cambios para reimpulsar el desarrollo de la deprimida
agroindustria azucarera, el presidente Raúl Castro defendió el ritmo de las
reformas emprendidas para modernizar el modelo económico.

"No importa que muchos nos critiquen porque piensan que el perfeccionamiento que
llevamos a cabo es lento. No por cumplir un cronograma vamos a precipitarnos", 
dijo Castro, citado este jueves por el oficial diario Granma al informar sobre la reunión 
ampliada del Consejo de Ministros realizada el sábado pasado.

Según el periódico, el mandatario insistió en que, aunque se quisiera
avanzar con mayor rapidez, la complejidad de los problemas actuales del país
conduce inevitablemente a emplear más tiempo en su estudio antes de adoptar
cualquier decisión, y así tratar de no cometer errores por precipitación.
Granma admitió que se trabajaba desde hace tres años en la reorganización
del sector azucarero, otrora considerado locomotora de la economía, que en 2002
y 2004 fue reestructurado con el cierre de alrededor de la mitad de sus fábricas
y una drástica reducción de la cantidad de tierras dedicadas al cultivo de caña.
Un repunte de los precios en los mercados internacionales a partir de
fines de 2005 llevó al gobierno a dedicar recursos para reactivar el sector y
aumentar las áreas sembradas. Incluso así, las zafras han sido inestables y la
producción no han pasado de 1,2 o 1,3 millones de toneladas e inclusive menores
algunos años.

Según el informe oficial, que no abunda en detalles, la nueva
reorganización incluye la extinción del Ministerio del Azúcar, "pues en la
actualidad no cumple ninguna función estatal", y la creación en su lugar del
Grupo Empresarial de la Agroindustria Azucarera.

El redimensionamiento responde a los acuerdos adoptados en abril pasado
por el VI Congreso del gobernante Partido Comunista de Cuba (PCC) y tiene el
propósito de conformar un sistema empresarial capaz de generar con sus
exportaciones, moneda libremente convertible para financiar los gastos propios.
En tanto, solo se mantendrán activos 56 de los 61 centros azucareros
capacitados para fabricar azúcar, 46 de los cuales operarán en la zafra que va
de diciembre a enero. Según Granma, la base productiva se organizará en torno a
las unidades más eficientes, que se concentrarán en 13 empresas provinciales.
Consultada por IPS, una fuente especializada comentó que este proceso de
reajuste no estuvo exento de objeciones entre sectores que cuestionaban si
existían o no condiciones para llevar a cabo los cambios, que en su opinión son
positivos y confieren al sector mayor autonomía en la gestión de sus
operaciones.

"Pero es importante definir si la descentralización llegará hasta las
empresas productivas, las que siembran caña y fabrican azúcar", comentó el
experto, que no quiso ser identificado. "Además, se supone que, al estar la
agroindustria azucarera a cargo de un Grupo Empresarial, será más fácil
gestionar inversiones extranjeras", remató.

Hasta ahora, la inversión foránea se concentra en derivados y subproductos
azucareros, con seis empresas mixtas y una de producción cooperativa. Se trata
de capitales españoles, italianos, canadienses y mexicanos. Años atrás, algunas
compañías extranjeras mostraron interés en invertir también en el cultivo y la
producción azucarera, pero las negociaciones no fructificaron.

El congreso del PCC acordó continuar propiciando la participación de
capital extranjero, como "complemento" del esfuerzo nacional, en aquellas
actividades que sean de interés del país. En esa medida, se buscará garantizar
el acceso a tecnologías de avanzada, diversificación y ampliación de mercados
de exportación, además del aporte financiero y generación de empleo.

La confirmación de los cambios en la esfera azucarera coincidió con la
publicación el miércoles 28 del decreto 293 y varias resoluciones ministeriales
que permitirán desde el sábado 1 de octubre la compra-venta entre particulares
de automóviles y otros medios de transporte automotor.

La nueva legislación deja sin efecto restricciones que regulaban la
adquisición o venta de un medio de transporte automotor de fabricación
posterior a 1959. "Ya era hora. En mi trabajo me dieron derecho a comprar carro
(automóvil) hace unos 20 años. Llegó un momento en que no podía asumir su
mantenimiento, ni tampoco venderlo. Lo perdí", contó a IPS Marina Muñoz,
El decreto 292 estipula que "la donación y compraventa de vehículos de
motor por parte de personas naturales cubanas o extranjeras con residencia
permanente no requiere de la previa autorización de ninguna autoridad" y se
realizará ante un notario con la presentación de la propiedad del automóvil y
la certificación de inscripción en el Registro de Vehículos del Ministerio del
Interior.

La compra de vehículos en las entidades comercializadoras nacionales será
otorgada por el Ministerio del Transporte una vez cada cinco año a personas
"que hayan obtenido los ingresos en moneda libremente convertible o en pesos
convertibles, como resultado de su trabajo, en funciones asignadas por el
Estado o en interés de este".

La recuperación de este derecho de propiedad, así como el de la
compraventa de viviendas figuran entre las demandas populares más extendidas
recogidas en el programa de actualización del modelo económico. En ambos casos
se requiere desmontar un enmarañado conjunto de prohibiciones y regulaciones.
Se prevé que la reforma en el tema de la vivienda estará lista antes de
que finalice el año. El presidente Castro anunció en agosto que también se
trabaja en la flexibilización de la política migratoria, otro reclamo
largamente esperado por la sociedad de esta isla con 11,2 millones de
habitantes.

(FIN/2011)

Links/Enlaces

topCofradía de la Negritud

Cuba: Race & Identity in the News

 

Contacting Desde la Ceiba

Electronic mail
    tatoquinones_AT_cubarte.cult.cu [replace _AT_ with @]

Contacting AfroCubaWeb

Electronic mail
     acw_AT_afrocubaweb.com [replace _AT_ with @]

[AfroCubaWeb] [Site Map] [Music] [Arts] [Authors] [News] [Search this site]

Copyright 2011